Como hacer la diferencia ?

Determinar si estamos tratando con un TDA / TDAH o SAF/TEAF es primordial para establecer expectativas apropiadas y establecer las instrucciones del tratamiento.

TDA/TDAH

  • Tiene problemas para concentrarse y mantener el enfoque
  • Cuando se alcanza la concentración, el niño puede aprender, resolver problemas, etc.
  • El niño también puede dirigir su atención cuando sea necesario.
  • Puede actuar bajo impulso sin pensar.
  • Cuando las cosas salen mal, la persona puede:
    • Tratar la información del proceso
    • Entender lo que pasó
    • Resolver el problema

SAF/TEAF/ ARND / ARBD

  • Puede concentrarse y mantener la concentración.
  • Tiene problemas para descodificar (aprender) el material presentado.
  • Tiene problemas para dirigir su atención
  • Puede actuar bajo impulso.
  • Cuando las cosas van mal, la persona no puede(o lento para):
    • Tratar la información del proceso
    • Resolver el problema
    • Tener en cuenta, asumir la situación.

Fuente: FAS Times, verano 1997, 

 La investigación presenta una nueva visión sobre las características de los niños con síndrome de alcoholismo fetal. Un estudio realizado por Emory invalida la noción de que los niños con El síndrome del alcoholismo fetal tiene los mismos problemas de aprendizaje que los niños con trastorno por déficit de atención. Los sorprendentes hallazgos de los investigadores de la oferta de la Universidad de Emory ofrecen a los padres, profesores y médicos una orientación para desarrollar nuevos métodos pedagógicos y nuevos tratamientos por Medicamentos para niños con SAF. Lo que ahora se usa podría ser lo contrario de lo que necesitan los niños con SAF, según lo que sugiere este estudio. Este nuevo estudio, publicado en la edición de febrero de la revista “Alcoholism“, examinó cómo los niños con SAF aprenden en comparación con niños con trastorno por déficit de atención o con Hiperactividad (TDAH).

El SAF/TEAF afecta a niños cuyas madres han consumido alcohol durante el embarazo. Los niños con SAF tienen trastornos del comportamiento y aprendizaje, además de daño cerebral y Anomalías faciales. Los investigadores han pensado durante mucho tiempo que los niños con SAF también tienen TDHA  y que tenían que darles tratamiento similares entre otros el Ritalin. El equipo de Emory esperaba que su investigación confirmara esto pero, en cambio, puso al descubierto grandes diferencias en la forma en que los niños con SAF aprenden en comparación con niños con  TDAH, según la jefa del equipo, psicóloga Claire Coles, Ph.D.  Profesora agregada en Emory. “El SAF nunca se ha estudiado de esta manera”, dijo la Dra. Coles. “Simplemente asumimos que los niños con SAF tenían TDAH y le dábamos el Ritalin. ”

Pero la investigación ha demostrado que los niños con TDAH son como “urbanitas que están frustrados con el tráfico y van cambiando de carril impulsivamente, tratando de encontrar desvíos en su prisa por querer llegar antes”, según la Dra. Coles. Ella esperaba que los niños con SAF se comportaran  de la misma manera pero, más bien se comportan como “conductores que avanzan pacíficamente por el tráfico, satisfechos de mantenerse en la fila y evitando tomar otros caminos desconocidos”.

El estudio comparó las habilidades de aprendizaje y la función cerebral de 122 adolescentes con SAF y de 14 y 15 años, con un grupo de 27 adolescentes de la misma edad con TDAH. Las adolescentes tuvieron que participar en varias pruebas para evaluar su capacidad para enfocar su atención, mantenerla,  orientarla hacia otra tarea y luego utilizar las nuevas informaciones recién aprendidas. Las pruebas – ordenar cartas, reaccionar a las instrucciones de la computadora, repetir verbalmente una serie de números – han permitido constatar notables diferencias  entre los dos grupos de adolescentes.

Los niños con SAF podían concentrarse en tareas, pero tenían dificultades para utilizar la información recién adquirida y dirigir su atención hacia una nueva tarea, según la Dra. Coles. “Ellos tenían dificultades para aprender cosas nuevas pero una vez que lo conseguían, eran tan buenos como cualquier otro niño “.

Según ella, los adolescentes con problemas de TDAH mostraron dificultades diferentes con las pruebas. “Los niños con TDAH no podían concentrarse y tenían dificultades en mantener su atención en los elementos de la tarea. Ellos no podían mantener la concentración en el ordenador,  sin embargo los niños con SAF estaban felices de realizar en el ordenador las mismas tareas una y otra vez.

Estas diferencias podrían explicar el porqué los medicamentos como Ritalin, que ayuda a enfocar la atención, no ayuda a los niños con SAF, que puede enfocarse pero necesita ayuda para reorientar su atención hacia un nuevo elemento de la tarea, explicó la Dra. Coles.

Si se confirman los descubrimientos de la universidad de Emory, estos deberían allanar el camino para nuevos métodos de enseñanza pedagógicas o nuevos medicamentos para superar los problemas de aprendizaje asociados al SAF, según la Dra. Coles.

Traducida por Natividad Ruiz Aniorte ” Syndrome d’alcoolisation fœtale (SAF). Dans: Tremblay RE, Boivin M, Peters RDeV, eds. O’Connor MJ, éd. thème. Encyclopédie sur le développement des jeunes enfants [en ligne]. http://www.enfant-encyclopedie.com/sites/default/files/dossiers-complets/fr/syndrome-dalcoolisation-foetale-saf.pdf. Actualización : Mayo 2015. “